¿Por qué no apostamos por el aceite de oliva español?

Desde finales del pasado 2019, se está produciendo en nuestro país un curioso fenómeno que muchos ciudadanos de a pie incluso agricultores no consiguen entender. Se trata del gran incremento de las importaciones procedentes de terceros países de aceite de oliva. La cuestión está en que si somos el principal productor de aceite de oliva a nivel mundial, ¿por qué no apostamos por el aceite de oliva español?

AOVE embotellado

Situación de las importaciones de aceite de oliva

El nivel de importaciones de aceite de oliva procedente de fuera de España alcanza uno de sus niveles más altos de los últimos años. Durante los primeros seis meses de la campaña 2019/2020 se han importado un total de 139.300 toneladas de aceite de oliva, un 32% más que el año pasado, según la Agencia de Información y Control Alimentarios (AICA).

GRAFICO IMPORTACIONES ACEITE DE OLIVA

Se trata de un dato muy llamativo puesto que es el dato más elevado de importaciones de aceite de oliva del último lustro, mayor incluso que en la campaña 2017/2018 cuando se importaron 101.700 toneladas de aceite de oliva durante el mismo periodo. Este dato supera incluso las importaciones de aceite de oliva totales de las campañas 2015/2016 y 2016/2017.

Desde diversas asociaciones de agricultoras como COAG, señalan a este record de importaciones de aceite de oliva, como uno de los principales motivos de los bajos precios de origen del aceite de oliva.

Causas según las envasadoras

La principal  justificación por parte de las empresas exportadoras de aceite de oliva en España radica en la imposición del arancel por parte de Estados Unidos. Con el objetivo principal de no perder cuota de mercado en el país americano y nunca el de bajar los precios de origen del aceite de oliva en nuestro país.

La vía que están utilizando estas empresas envasadoras consiste en importar aceite de oliva de otros países productores como Marruecos y Túnez. Una vez en nuestro país, el aceite importado se envasa con la marca española y se exporta a EEUU. Mediante esta vía consiguen vulnerar el arancel impuesto por EEUU ya que sólo afecta al origen del producto, y no a la procedencia del mismo una vez ya envasado.

camion cisterna

La segunda vía que están utilizando estas empresas exportadoras, consiste en enviar directamente aceite de oliva a granel al país americano. Una vez allí se  envasa y se evita tener que pagar el arancel del 25% abusivo impuesto por el Gobierno de Trump.

Justifican estas acciones con el fin de evitar que les saquen del mercado estadounidense. Un mercado en el que el aceite de oliva se encuentra en clara expansión durante los últimos años.

Consecuencias en el precio de origen del aceite de oliva español

Desde las empresas exportadoras se defiende que este incremento de las importaciones de aceite de oliva no afecta al precio del mismo en origen. Desde Asoliva afirman que el bajo nivel del precio del aceite de oliva en origen se debe a un exceso de producción debido a un incremento de la superficie destinada a este cultivo.

olivar superintensivo

Sin embargo, desde las asociaciones de agricultores defienden que estas importaciones están afectando claramente al precio del aceite de oliva. Desmontan la teoría de las empresas envasadoras debido a que las exportaciones de aceite de oliva a EEUU apenas superan las 60.000 toneladas, cantidad que no justifica las 139.300 toneladas importadas hasta la fecha.

La razón principal del incremento de las importaciones se debe a los precios más competitivos de aceite de oliva que ofrecen otros países como Marruecos, Portugal o Túnez. Lo que justifica el estancamiento del precio del aceite de oliva a pesar del incremento del consumo y la disminución de la oferta debido a la baja cosecha obtenida durante esta campaña.

Uno de los motivos de la especulación con el precio del aceite de oliva en origen que sufren muchos agricultores del sector.

Posibles soluciones

Desde  el sector envasador y exportador se aduce a que el Gobierno de España junto con la Unión Europea dé solución al problema estadounidense. Esto se haría mediante negociaciones bilaterales con el Gobierno de EEUU para tratar de buscar una solución al arancel abusivo del 25% al aceite de oliva de origen español. Mientras tanto consideran que esta medida los deja incapaces de competir con otros países productores de aceite de oliva como Italia y Grecia a los que no afecta esta tasa.

Desde el sector agrícola defienden que se realice un control de trazabilidad del aceite de oliva importado. Con el objetivo de que una vez envasado, en el etiquetado se vea claramente su origen y procedencia. Con esto evitarían posibles malas prácticas como comercializar aceite de oliva envasado en España pero de origen extranjero.

Producción de aceite de oliva

Estas medidas se contemplaron y presentaron ante el Ministerio de Agricultura, Ganadería, Pesca y Desarrollo Sostenible la semana pasada, por medio de las reuniones entabladas entre los representantes del sector oleícola y el ministro Luis Planas.

Desde Adeoliva, consideramos que una alternativa sería el enfoque hacia los mercados incipientes y en plena expansión del aceite de oliva en países asiáticos. Gigantes a nivel mundial de este continente como Japón y China, muestran cada vez más interés en el oro líquido procedente de nuestro país. Además la exportaciones de aceite de oliva español se incrementan año tras año en China. Por otro lado, en Japón educan a sus habitantes en la cultura de la aceite mediante la elaboración de prestigiosos certámenes como el OLIVE JAPAN, donde el aceite de oliva de origen español no tiene rival.

Relacionado:

Comparte:

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

Deja un comentario

Artículo añadido al carrito.
0 artículos - 0,00