El mejor aceite de oliva es Virgen Extra

Como bien ya sabes, España es mundialmente conocida por sus tapas y su arte flamenco, seguido de cerca por el sol y la playa e indiscutiblemente acompañada de la gastronomía. Todos estos factores componen el eje central de la alineación titular de la ya conocida dieta mediterránea en la que el aceite de oliva virgen extra se ha ganado un puesto como titular indiscutible.

La Ley sobre las características del Aceite de Oliva deja bien claro la obligación por parte de los productores de realizar análisis químicos y organolépticos con el fin de clasificarlo en las distintas categorías comerciales existentes.

Ahora vamos enumerar las diferencias entre los distintos tipos y ordenarlos de manera objetiva en función de sus características y calidad.

1º Categoría – Aceite de Oliva Virgen Extra (AOVE)

100% zumo de aceitunas, obtenido de aquellas que se encuentran en su momento óptimo de maduración y únicamente mediante procedimientos mecánicos. Este procedimiento “manual” debe realizarse en menos de 24h desde que la aceituna fue recolectada, favoreciendo así la preservación de sus propiedades nutricionales intactas.

El Nivel de acidez mide el porcentaje de ácidos grasos libres presentes en el aceite

Su acidez máxima permitida legalmente se situa en el 0,8%. Aunque los expertos afirman que este porcentaje es demasiado permisivo y señalan que un buen AOVE no debe pasar el 0,3%.

El Índice de peróxidos (IP) mide el grado de oxidación del aceite. Es cuando el aceite se vuelve rancio. Cuanto más bajo sea, más fresco estará.

Este índice por ley no puede superar el 20 aunque de nuevo, también es considerado muy permisivo, según los expertos suele rondar el 5 o 10.

2º Categoría – Aceite de Oliva Virgen

La principal diferencia respecto al AOVE sería la pequeña variación en el grado de acidez (Max. 2%). Además, también varia en la nota de cata cualificada obtenida entre diferentes catadores profesionales que asegure la calidad del producto. Características que para el consumidor pueden ser prácticamente imperceptibles.

3º Categoría – Aceite de Oliva

Pierde la denominación de Virgen en el momento de ser mezclado con otros aceites refinados (procesados) y aceites vírgenes. Es apto para el consumo y su acidez no puede ser superior al 1%.

4º Categoría – Aceite de orujo de Oliva

Aunque no se le permite una acidez superior al 1%, esta categoría se obtiene partiendo de cierta cantidad de virgen o virgen extra aplicándole procesos de refinado que lo transformen en apto para el consumo.

5º Categoría – Aceite de oliva lampante

Es aceite de oliva con defectos no comercial ni apto para consumo. Es por esto que se somete a procesos de refinado y posteriormente es mezclado con un 10% – 20% de variedades vírgenes o virgen extra . Dando como resultado un aceite de oliva de la categoría 3.

Aceite de oliva virgen extra

Algunos de los mejores chefs de nuestro país se refieren al AOVE como el alimento perfecto, el producto que potencia y preserva las cualidades de otros, aquel que aporta un valor y una personalidad al plato que pocos productos pueden ofrecer. 

Para terminar y sin considerarme todavía un crítico gastronómico, todo lo que aquí os he compartido lo hago mientras desayuno dos tostadas de pan de sierra probando el mejor aceite de oliva virgen extra del mundo y un poquito de sal acompañadas de un café con leche que me ayudan a empezar otro día de confinamiento cargado de energía.

Si has conseguido leer hasta aquí, espero que te haya gustado.

Que tengas un buen día!

"El Aceite Virgen: del olivo a la prensa, y de la prensa a la despensa"

Anónimo

Comparte:

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

2 comentarios en «El mejor aceite de oliva es Virgen Extra»

Deja un comentario

Artículo añadido al carrito.
0 artículos - 0,00